La falla de Silicon Valley y otros comentarios poco serios

Como adelanté en mi post anterior, la semana pasada hice uno de los mejores viajes de mi vida: fui al Silicon Valley Tour que organizó Endeavor.

Pese a que por negocios o placer viajé mucho a Estados Unidos desde que arranqué con Officenet, absurdamente nunca había estado en la Costa Oeste. Por lo tanto esta fue la primera vez que fui a San Francisco y a Silicon Valley.

En la introducción a la primera charla del evento, Wences Casares, el fundador de Patagon, Lemon Bank y BlingNation, arrancó diciendo que desde que él tenía poco más de 20 años se fijó como regla al menos una vez al año encontrar una excusa para ir para allá. Y desde ese mismo comienzo me di cuenta que, dedicándome a ser emprendedor, es absurdo que yo haya esperado 37 años para ir. Porque Silicon Valley es la meca del entrepreneurship. Es donde se juega la “Primera A”. Donde se contruyeron y se construyen la mayor parte de las grandes compañías innovadoras de este mundo.

Lo que voy a hacer ahora es escribir una serie de posts tratando de compartir con ustedes las reflexiones y aprendizajes más importantes de este viaje. En los días sucesivos voy a escribir sobre:

cómo es Silicon Valley

cómo funcionan allá los fondos que hacen inversiones de capital (venture capital)

cómo NO funcionan los fondos de acá

lo que se habló respecto de la crisis mundial por la que estamos atravesando y cómo sacar provecho del contexto difícil

– las visitas que hicimos a Electronic Arts, Ebay, Facebook y Google

– las ideas más interesantes aplicables a la actividad como emprendedores

– las empresas de Endeavor que no conocía y me causaron más impacto

Pero primero en este post veamos los comentarios frívolos, irrelevantes y/o divertidos:

El deporte del futuro

Casi todas las personas que conozco se quejan de que llevan una vida demasiado sedentaria y que no tienen suficiente tiempo para practicar deportes como el médico les dice. Acá traigo una propuesta que soluciona ese tema. Un deporte que se puede practicar en cualquier lado, sin tener ningún aditamento, cuyas reglas son sencillas y puede ser jugado por dos o más jugadores.

La historia es así:

Los geeks también tenemos sentido del humor (pero nadie entiende de qué nos reimos)

La semana pasada, en la Universidad de Harvard, se entregaron los Ig Nobel Awards, una ingeniosa versión de los premios Nobel destinada a investigaciones cuyo tema ridículo “primero te hace reir y luego te hace pensar” otorgada por el journal ‘Annals of Improbable Research’.

El nombre viene de la palabra “ignoble” que en inglés significa “no honorable” o “vergonzoso”. Pero no hay nada de vergonzoso entre los ganadores! Yo diría más bien que son genios, sin vergüenza.

Como ejemplo van dos del año pasado: en Medicina ganaron dos científicos por un paper llamado: “El tragado de espadas y sus efectos secundarios”. Pueden ver arriba el momento de la entrega del premio.

El de la Paz fue para un Laboratorio de la Fuerza Aérea Norteamericana que hizo investigaciones para desarrollar un arma química bautizada “the gay bomb” que hace que los soldados enemigos se sientan irremediablemente sexualmente atraídos unos con otros.

Veamos algunos de los trabajos ganadores de este año y después cierro con un concurso:

La política de decir la verdad

Ayer, en un demasiado breve paso por Miami, me encontré un rato con Andy Freire. Y en ese rato surgieron dos temas muy interesantes de conversación así que van dos posts sobre eso, uno hoy y otro el sábado.

Durante nuestra charla, Andy me mencionó una organización en Estados Unidos que se llama Factcheck. Factcheck es un proyecto vinculado a la Universidad de Pennsylvania que apunta a reducir el nivel de engaño y confusión en la política de Estados Unidos.

En la práctica lo que hacen es genial.

Mi primera vez

El post de hace unos días sobre el futuro de las empresas de internet me dejó nostalgioso recordando el pasado. Me acuerdo de la primera vez casi como si fuera ayer.

Uno de mis mejores amigos trabajaba como Gerente de Sistemas de un sanatorio. Una noche de sábado estábamos sin mucho que hacer y me hizo la fatídica pregunta: “Vos alguna vez lo hiciste?”. Yo, lleno de vergüenza, le dije la verdad: “No, nunca”.

Cómo elegir un buen equipo

Mucho se ha escrito ya acerca de cómo elegir un buen equipo. Así que te estarás preguntando por qué volver sobre un tema tan trillado. La respuesta es que este post no se trata acerca de lo que te imaginas.

Hoy es sábado y no voy a escribir sobre cosas relacionadas al Entrepreneurship ni los negocios.

La vida puede ser lo que uno quiere

“La vida puede ser lo que uno quiere. Este es mi cuerpo y me corto el pelo como quiero”. La frase no tendría nada de significativa si no fuera porque fue dicha esta mañana a mi esposa por nuestro hijo de cuatro años y medio.

Un recordatorio sobre la única certeza en la vida

Todos sabemos que hay una sola certeza en esta vida: que tarde o temprano, todos vamos a morir. Y sin embargo vivimos la mayor parte del tiempo desalineados de nuestras verdaderas prioridades en la vida.

Mucho se ha escrito en los últimos meses acerca de Randy Pausch, y especialmente desde la semana pasada, en que lamentablemente murió. Tanto se ha dicho que seguramente ya debes haber visto al menos una vez su última charla (hay también una versión abreviada y subtitulada sacada del programa de TV Oprah). Así que este post no es para recomendarte que la veas, aunque sin duda vale la pena que lo hagas si no lo has hecho aún.

La Mariposa en el Puño

Hace algún tiempo atrás tuve la oportunidad de asistir a un acto encabezado por Toty Flores, del MTD-La Matanza, en La Juanita. Uno de los oradores fue un joven rabino llamado Alejandro Avruj a quien yo nunca había escuchado hablar. Dio un discurso sumamente lúcido sobre nuestro rol como ciudadanos para hacer de la Argentina un mejor país donde puso el foco en que no hay que pedirle a Dios que nos ayude sino arremangarse y ponerse a trabajar en lograr un cambio.

Lo que quiero compartir ahora con ustedes es una pequeña historia sacada del Talmud con la que él cerró su participación. Quiero compartirla tanto por la belleza de su enunciación como por la profundidad, potencia y relevancia de su mensaje.

La historia dice que hace muchos muchos años atrás, en un pueblo había dos rabinos muy sabios. Los seguidores de cada uno disputaban entre ellos cuál de los dos era más sabio. Un muchacho finalmente tuvo una idea: atrapar una mariposa y llevarla encerrada en su mano ante el otro rabino y preguntarle: “Esta mariposa aquí en mi mano, ¿está viva o muerta?”. Si el rabino respondía “viva”, antes de abrir la mano apretaría la mariposa con el puño y mostraría que estaba muerta. Si por el contrario respondía “muerta”, abriría la mano y la dejaría salir volando.

Football, el verdadero juego digital!

Aquellos que me conocen un poco saben que una de mis mayores pasiones es el Football… No, no lo escribí mal. No me refiero al Fútbol (aunque también soy hincha fanático de Boca) sino al Football Americano. Este blog no sería un reflejo fiel de quien soy ni estaría completo si no dedico cierto espacio para hablar del tema.

Casi con seguridad la mayoría de los que lean esto y no vivan en Estados Unidos van a pensar: “Uh! Ese juego aburridísimo que dura tres horas y donde se la pasan cortando todo el tiempo?!”. Pero me animo a apostar así, sin saber nada de vos, que si te gustan los negocios, la economía o las finanzas el día que le des al Football una chance ya no lo dejás más.

Ya está disponible mi nuevo libro "Guía para sobrevivir al presente" Quiero ver dónde comprarlo